La Arquitectura y la Cocina se dan la mano en Madrid

La ciudad de Madrid se llena de propuestas vinculadas al mundo de la arquitectura y el diseño en el mes de febrero y nosotros apostamos por acudir la semana pasada al Roca Madrid Gallery, uno de los escenarios incluidos en el programa del Madrid Design Festival. La cita prometía, habíamos escuchado a los Hermanos Torres hablar largo y tendido de su nuevo espacio cuando les entrevistamos hace casi un año y teníamos mucha curiosidad por conocer a las personas que habían dado forma tangible a ese maravilloso sueño compartido.

arquitectura-cocina-torres

Participaron en la charla Carlos y Borja Ferrater, arquitectos del estudio de arquitectura OAB; los hermanos Javier y Sergio Torres y Xavier Torras, Brand Communication Director de Roca y responsable directo de que los cocineros y los arquitectos que le acompañaban en el escenario se conocieran y apostaran por trabajar juntos.

Casualmente, un día antes se había emitido un documental en La 2 que narraba como había sido todo el proceso de búsqueda y de creación de su nuevo proyecto desde el punto de vista arquitectónico y muchos de los asistentes tenían información de primera mano sobre el espectacular espacio de 800 metros cuadrados que los Hermanos Torres abrieron en Barcelona el pasado mes de junio.

 

Cómo y Cuando

 

Abrió la charla Sergio concretando el momento en el que se empieza a escribir la historia de lo que ellos denominan la nave de sus sueños. “Nuestro sueño empezó a tomar forma cuando éramos muy pequeños. Nuestra vida giraba alrededor de nuestra abuela Catalina, ella se vino desde Linares a cuidarnos a Barcelona. Nos hemos criado en una cocina, el lugar de encuentro era la cocina y la mesa que había en esa cocina. Allí nos veíamos dos veces al día y allí compartíamos todo. Ella nos marcó tanto que con 8 años decidimos que queríamos ser cocineros, muy a pesar de la otra abuela, que quería que fuéramos pilotos, recordó este cocinero dos estrellas Michelin.

arquitectura-cocina-torres

Sergio contó que para ellos ver cocinar a alguien ha sido siempre algo hipnótico y que después de distintas etapas trabajando en espacios que no eran suyos, su sueño era construir una enorme cocina con mesas alrededor en dónde no hubiera barreras entre ellos y los clientes. Hace seis años empezaron a buscar un espacio en Barcelona y tardaron casi cinco en encontrarlo.

 

Escuchar

 

Gracias por escucharnos Xavier, Javier aprovechó su turno para dirigirse a Xavier Torras. El nos escuchó cuando todavía no habíamos encontrado el espacio que buscábamos, nos dijo que conocía a las personas que necesitábamos y no se equivocó. Nos reunimos con Carlos y con Borja y desde el primer momento conectamos y supimos que íbamos a hacer algo grande juntos. Han hecho una obra tan perfecta que casi supera la cocina, muy a nuestro pesar (dice entre risas). Realmente han creado un espacio único y mágico con pocas cosas muy bien puestas”, resume Javier.

 

La Sabiduría

 

Cuando le tocó tomar la palabra a Carlos Ferrater, algo sucedió en la sala. Fue como si de repente, se detuviera el tiempo. Escuchar a una eminencia en el mundo de la Arquitectura, responsable de obras emblemáticas dentro y fuera de este país y encontrar a un ser tan humano y tan cercano es algo poco frecuente. Carlos habló con sincera emoción de su encuentro con los hermanos Torres y del trabajo que desarrolló a continuación con su hijo Borja y con todo el equipo.

arquitectura-cocina-carlos-ferrater

Ferrater fue desgranando a lo largo de distintas intervenciones cómo llegaron a encontrar y a sintetizar sobre un plano ese concepto de casita que Javier y Sergio les pedían, que realmente no dejaba de ser un arquetipo; la inspiración del café teatro; la aparición del negro para borrar lo prescindible o la incorporación llena de poesía de Regina Saura con su bosque de papel y de Pete Sans con sus nubes luminosas al proyecto.

 

Con cada proyecto de arquitectura ponemos el reloj a cero, la experiencia es un lastre, una mochila cargada de piedras, ya sabemos que siempre se puede aprovechar algo de todos esos libros leídos, pero para nosotros empezar algo nuevo es muy ilusionante. Creo que para nosotros el momento clave fue cuando Javier y Sergio nos dijeron que ellos realmente no querían un restaurante, confiesa entusiasmado Carlos.

mural-cocina-torres-barcelona
© Juan Guillamet

Su hijo Borja, aparte de las indudables cualidades técnicas, ha heredado también la maravillosa destreza narrativa del padre, y se ocupó de transmitir con todo lujo de detalles qué pasa por la cabeza de un arquitecto cuando tiene que solucionar el ruido, los olores o la luz en una nave diáfana de 800 metros cuadrados en dónde sus habitantes se dedican a cocinar 24 horas al día.

 

La Luz

 

La cubierta, diseñada a dos aguas, está fabricada con cristaleras que dejan traslucir la luz. Cuando está nublado y de repente sale el sol, los clientes se miran, como si hubiera pasado algo, y es que realmente ha pasado algo. Compartir el ciclo natural de la luz con nuestros clientes es otro sueño hecho realidad”, reconoce Javier, un cocinero estrechamente vinculado con la Naturaleza y con las estaciones, algo que él y su hermano plasman constantemente en todos sus platos.

 

Creatividad Compartida

 

Para Borja, hubo una particularidad que les unió aún más, “los cocineros y los arquitectos nos movemos en un terreno común: el ámbito de la creatividad. Este proyecto de arquitectura ha salido adelante porque se le ha dejado un gran espacio a la creatividad. Confiábamos los unos en los otros, la relación cliente arquitecto se basa en la confianza, cuando uno tomaba las riendas, los otros le dejaban, y viceversa”. 

arquitectura-cocina-borja-ferrater

Javier reconoció que sufrieron mucho. cada vez que les exponíamos algo, nos escuchaban y trataban de darnos respuestas, pero teníamos muchas inquietudes porque íbamos a crear algo que no existía. Se trataba de organizar los flujos de 14 cocinas, disgregar las partidas y lograr que funcionaran individual y agrupadamente”.

“Era uno de los muchos retos”, confiesa Carlos. Abordamos la obra como si fuera un sistema en dónde cada parte, cada fragmento, es un todo, cada pieza es autónoma pero ha sido concebida para trabajar como un organismo superior, como un sistema. Intentamos eliminar las barreras y los límites y hacer posible esa conexión entre todas las partes. Por eso, cuando les ves trabajar a todos a la vez, el efecto es realmente impactante”.

 

Guerra de Guerrillas

 

Borja recalcó que fue una obra muy planificada que durante todo el proceso ha permitido la improvisación, establecimos una especie de guerra de guerrillas para salvar situaciones y combatir los excesos. Carlos extrajo la esencia de lo que Javier y Sergio querían, lo plasmó sobre el plano y entonces empezamos con la segunda fase, borrar todo lo que no era necesario”.

Para Carlos, se trataba de reproducir la atmósfera de un escenario de un teatro en dónde solo están iluminados los cocineros, los platos y los comensales, lo demás debía permanecer en la oscuridad”, añadió.

 

Allí y Ahora

 

Siguen desfilando fotografías en la pared y ellos siguen recordando el momento en el que fueron tomadas: mira allí había más de 200 personas en la nave, quedaba solo un mes y no había nada en pie”, recuerda Javier. Ahora vemos esas inmensas campanas extractoras de 1.100 kilos que parecen colgar en el aire sobre dos de los tres pianos centrales de la sala. En otra imagen, descubrimos a Carlos sentado con Regina y con Pete hablándoles de una enorme nave que van a convertir en una casita en medio de un bosque entre dos edificios de siete plantas en pleno barrio de Les Corts.

arquitectura-diseño-cocina-torres-barcelona
© Juan Guillamet

Han pasado casi dos horas, nadie quiere levantarse, y todavía no ha aparecido ni un solo plato de los Hermanos Torres en el vídeo presentación. Alguien les pregunta por la vanguardia y ellos rápidamente se suben con sus palabras a sus bicicletas para mostrarnos el camino que hacen cada mañana para llegar al Restaurante y comparten con nosotros el paseo de ayer en el que diseñaron tres aperitivos con flor de almendro, tomillo y lavanda. Me rió para mis adentros, porque yo también prefiero hablar de la primavera y dejar los discursos sobre vanguardia a otros que quizás los necesiten más. Y porque además, como ellos, creo que todo empieza y todo acaba en la Naturaleza y que todo, como su cocina, es ante todo, evolutivo y atemporal.

La charla, muy a nuestro pesar, acaba. Me levanto y, aunque estoy en primera fila, me resulta imposible acercarme a ellos, Les rodean personas emocionadas con todo lo que han escuchado hoy, Así que salgo del escenario de puntillas, deseando solo una cosa: que llegue el día en el que pueda atravesar ese bosque de papel para adentrarme en la nave de los sueños de dos emocionantes cocineros.

 

Sobre Carlos Ferrater

 

Carlos Ferrater (Barcelona, 1944) es alguien difícil – por no decir imposible – de describir en unas breves líneas. Obtuvo el título de arquitecto por la Escuela de Arquitectura de Barcelona en 1971, y el doctorado en 1987 con la tesis “Obra singular: proceso continuo”. Desde 1971 trabaja en su estudio profesional en Barcelona y en 2006, inaugura la sociedad Office of Architecture in Barcelona (OAB) con Xavier Martí, Lucía Ferrater y Borja Ferrater.

Este Catedrático de proyectos arquitectónicos de la U.P.C.; Director de la Cátedra Blanca de Barcelona y Académico electo de la Real Academia de Belles Arts de Sant Jordi, fue Investido en 2006 Doctor Honoris causa por la Universidad de Trieste y ese mismo año fundó con Xavier Martí, Lucía Ferrater y Borja Ferrater la sociedad Office of Architecture in Barcelona. (OAB).

Ha recibido cuatro premios FAD, el Premio Ciudad de Barcelona en sus ediciones de 1999 y 2008 y el premio internacional de arquitectura Brunel 2005, Dinamarca. Ha sido finalista del Premio Mies van der Rohe en dos ocasiones. Ha recibido el Premio Ciudad de Madrid, el Premio Nacional de Arquitectura española 2001, el premio Dedalo Minosse 2006 en Vicenza, el premio Década 2006 y el premio Internacional Flyer 2007. Premio internacional del RIBA 2008 a su monografía de la editorial MP, entre otros. Ha recibido una mención de la X Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo en 2009. Ha sido invitado en el Pabellón Internacional y en el Pabellón Español de la Bienal de Venecia 2004, por el MOMA de Nueva York a la exposición “On site: New Architecture in Spain” y a exponer su obra monográficamente en el Crown Hall, IIT de Chicago, en el Museo de Bellas Artes de Bilbao, en el Instituto Tecnológico de Israel, en el Colegio de Arquitectos de Catalunya, y en la Fundación del Colegio de Arquitectos de Madrid.

Es autor entre otras obras de las tres manzanas en la Villa Olímpica de Barcelona; la Villa Olímpica del Valle Hebrón; el Hotel Rey Juan Carlos I; el Palacio de Congresos de Catalunya; el Auditorio de Castellón; el Instituto Científico y el Jardín Botánico de Barcelona: el Real Club de Golf El Prat; Edificios en el Paseo de Gracia, la Estación Intermodal de Zaragoza, el edificio MediaPro en Barcelona, la torre Aquileia en Venecia y el Parque de las Ciencias en Granada.

En la actualidad realiza, entre otras obras, el Centro Cultural des Jacobins en Le Mans, el Paseo Marítimo de Benidorm; La ciudad de la Música en Sabadell, Las Bodegas en Toro; las viviendas en Abandoibarra y el Hospital IMQ en Zorrozaure, en Bilbao, los edificios intermodal y multimodal en el Aeropuerto de Barcelona, el Aeropuerto de Murcia, la intervención paisajística en el yacimiento de Atapuerca en Burgos, las sedes de GISA y FCG en Barcelona, la Torre World Trade Center de Cornellà, y el complejo de oficinas junto al río Sena en París.

 

Sobre Madrid Design Festival

 

Madrid Design Festival es un festival internacional que tiene como objetivo convertir a Madrid en la capital del diseño y situarla en un lugar privilegiado en el contexto internacional. La cita anual se celebra durante el mes de febrero y abarca todas las disciplinas de diseño, desde la arquitectura al diseño gráfico pasando por la comunicación o el interiorismo, hibridando todas ellas en un  formato contemporáneo e innovador.

arquitectura-cocina-torres

Concebido y creado por La Fábrica y bajo la dirección de Álvaro Matías, ha contado, desde sus inicios, con la colaboración de un comité asesor integrado por expertos independientes, especialistas en distintos campos, para esta segunda edición cuenta con: Anatxu Zabalbeascoa, Inma Bermúdez, Jasper Morrison, Lucas Muñoz, Martí Guixé, Nelly Ben Hayoun, Quico Vidal y Ramón Úbeda.

Sin comentarios aún

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

COCINA FORO 1098 SL 
Calle de O’Donnell, 3, 28009 Madrid
info@cocinafuturo.net
+34 616519434

También puedes caer
en nuestras redes:

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • Pinterest