Casa Cacao, la mejor excusa (chocolatera) para visitar Girona

En 1843, una casa de cuatro plantas en el centro de Girona se llenó de ruido de máquinas y de vida. Así nació la Gerundense, la primera fábrica de papel continuo de Catalunya, que apostó el todo por la nada para producir ese mágico soporte en el que viajan palabras y sentimientos. Este fin de semana, 177 años después, nos cuentan que ese edificio ha vuelto a despertar a la vida; que ahora se llama Casa Cacao y que las antiguas máquinas de papel han sido sustituidas por otras para crear el soporte comestible en el que, sin ninguna duda, mejor viajan las emociones: el chocolate.

casa-cacao-girona

Detrás de Casa Cacao: un hotel boutique, obrador, tienda y chocolatería, está la familia Roca, y más concretamente, Anna Payet, esposa de Joan y profesora de la Escola d’Hosteleria i Turisme de Girona y de la UDG y Jordi Roca, responsable de la cocina dulce de El Celler.

El proyecto de interiorismo ha sido realizado por Sandra Tarruella Interioristas, la ejecución de la obra recayó en Arcadi Pla, y el proyecto arquitectónico ha sido encargado y ejecutado por Callís Marès Arquitectes.

casa-cacao-girona

En la planta baja conviven el obrador de chocolate; la tienda y la chocolatería. El obrador ha sido diseñado de cara a la calle para poder mostrar a los viandantes cómo se trabaja el cacao desde su fase inicial – en grano – hasta llegar a obtener el formato final de chocolate.

 

Cacao reciclado en formato papel

 

El packaging es otro de los detalles que han tenido muy en cuenta. Todos los productos que están a la venta en la tienda han sido empaquetados con materiales que provienen del reciclado de fibras de cacao, concretamente de las cascarillas del cacao que emplean en todas sus elaboraciones.

casa-cacao-girona

En la zona de chocolatería, el visitante puede degustar distintas propuestas de chocolate elaboradas con cacao de origen de alta calidad, en formatos líquidos (fríos o calientes) y sólidos junto a una oferta personalizada de pastelería.

En las plantas superiores, están distribuidas 15 habitaciones cálidas, amplias y confortables. Todas las piezas del mobiliario y textiles incorporadas a los espacios han sido diseñadas a medida y de manera artesanal.

casa-cacao-girona

Para Anna, Casa Cacao es la culminación de un sueño personal que empezó a tomar forma en 2016: Hace años que los clientes del restaurante nos animaban a abrir un pequeño hotel. En cierto modo, Casa Cacao es una prolongación de la hospitalidad y el modo de servir de El Celler de Can Roca. Al hacer realidad Casa Cacao, es como si cerrásemos un círculo”.

Situada en la planta superior, la terraza es un espacio de uso exclusivo para los clientes del hotel en la que pueden disfrutar de desayunos elaborados con productos de proximidad y de propuestas de chocolate recién elaboradas que salen directamente del obrador de la planta baja.

 

La fábrica de chocolate con la que siempre soñó

 

Casa Cacao también es para Jordi un sueño hecho realidad. La idea del proyecto nació cuando un día en el restaurante nos planteamos un reto con mis hermanos: ¿Podemos hacer chocolate en casa? El experimento coincidió con la reincorporación en nuestro equipo de Damian Allsop, que había sido mi maestro en el mundo dulce. La especialización en chocolate que desarrolló después de su primera etapa con nosotros le llevó a trabajar con chocolate, pero ni él ni yo lo habíamos elaborado partiendo desde cero”.

celler-can-roca

Jordi confiesa que este proyecto ha supuesto un gran reto para ambos. Hemos realizado una inmersión total en el mundo del chocolate, estudiando las variedades y sus distintas fermentaciones. Hemos realizado una exigente investigación y testeo con nuestro equipo de La Masia (I+R), así como viajes de campo para seleccionar cacao de plantaciones de productores en pequeñas comunidades de Perú, Venezuela, Colombia o Ecuador”.

casa-cacao-girona

En el proceso de inmersión en el mundo del cacao, Jordi, Damian y su equipo tuvieron la suerte de poder aprender de primera mano el proceso de fermentación y secado de las habas de cacao siguiendo métodos ancestrales como los de los indígenas awajún de Perú, que lo recolectan en zonas de la Amazonia en donde crece en estado salvaje.

 

Libros premonitorios

 

En noviembre de 2018 salió a la venta Casa Cacao en formato papel, un viaje de ida y vuelta que arrancaba con Damian Allsop y Jordi Roca dando forma a ideas y proyectos con el cacao de fondo. En un momento dado, hablan de un espacio, proyectado en ese momento solo en sus mentes, de una fábrica de chocolate que proporcionaría soporte a un pequeño hotel- boutique en la parte antigua de Girona.

casa-cacao-girona

Tras viajar con el periodista Ignacio Medina al lugar de origen del cacao en la selva amazónica, conocer la naturaleza de los cacaos criollos y las características de su cultivo, Jordi regresó a su taller y dio un nuevo giro a su trabajo creativo, apostando por elaboraciones a partir de cacaos que fue encontrando en su viaje por distintos países de América Latina. Este libro parte del proceso creativo de una de sus creaciones más reconocidas como detonante del viaje de búsqueda a las raíces del cacao, y termina con las nuevas recetas que ya mostraba en El Celler de Can Roca y en los helados de Rocambolesc, y que a partir de esta semana, empezará a ofrecer en Casa Cacao.

Sin comentarios aún

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

COCINA FORO 1098 SL 
Calle de O’Donnell, 3, 28009 Madrid
niall@cocinafuturo.net
+34 616519434

También puedes caer
en nuestras redes:

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • Pinterest