Los Hermanos Torres a Punto de Estrenar Nueva Cocina En Barcelona

Cinco días a la semana se asoman a la gran pantalla para acercar la cocina a esa gran familia internacional que hay al otro lado. Resulta difícil imaginar que ahora mismo, los Hermanos Javier y Sergio Torres (Barcelona, 1970), compaginan esas maratonianas grabaciones con la inminente apertura de Cocina Hermanos Torres, un proyecto de dimensiones colosales que les permitirá – a partir de la primera semana de julio – mostrar a sus clientes el mundo gastronómico que han ido construyendo en su cabeza desde que tenían 8 años.

hermanos-torres

Hablamos con ellos de su intenso día a día, entre rodaje y rodaje, hace apenas unas semanas. Les encontramos en plena forma, sin síntomas de cansancio ni nerviosismo, con esa templanza única que tienen solo algunas personas, aquellas que están destinadas a conectar con miles de personas y a hacerlas felices.

Cocina Hermanos Torrres. Llevamos doce meses “viviendo” en esa nave industrial, revisando mentalmente con los arquitectos Carlos y Borja Ferrater cada uno de esos 800 metros cuadrados, centímetro a centímetro. Hace un año empezamos a escribir esta nueva historia, para tener lo que nunca hemos tenido y para hacer lo que siempre habíamos soñado.

Llevamos 30 años cocinando, ha tenido que pasar mucho tiempo hasta que hemos sentido que estábamos preparados. Es nuestro, cien por cien, un sueño hecho a medida. Es el restaurante del presente y del futuro, un concepto que no existía. Queremos humanizar la tecnología y acercar la cocina a la gente. Nosotros somos de abrazar, de querer que te sientas a gusto, de dar y de compartir. Y nuestro nuevo espacio transmitirá lo mismo que transmitimos nosotros.

javier-torres.cocina-hermanos

El núcleo central de esta planta diáfana en la que todo ha sido construido de forma artesanal está presidido por una enorme cocina de inducción. Cuando éramos pequeños nuestra abuela nos reunía siempre alrededor de la cocina. Ahora, nosotros queremos hacer lo mismo, reunir a la gente alrededor de la cocina.

Tres cocinas más se distribuyen entre mesas para 65 comensales atendidas por una plantilla de 35 personas. Las cocinas de preparación especializadas están a la vista, queremos que el cliente vea como tratamos la verdura, la carne, el pescado, los fondos y la pastelería. La bodega de cristal, diseñada con hojas de parra ha sido un proyecto ecológico en el que hemos querido introducir la naturaleza. Junto a ella, está la zona de bar, de catas, un espacio de I+D y un aula de formación para el personal.

Ofreceremos aquí la cocina que nosotros hacemos siempre pero dándole una vuelta más al sabor, al producto, a la esencia, sin dejar de provocar, con alguna sorpresa pero, sin perder nuestro norte, el de la cocina pura y dura.

sergio-torres-cocinero

Cómo será el comensal. Nosotros nos movíamos dentro del circuito gastronómico de la alta cocina con nuestras dos estrellas Michelin, pero desde que salimos en la televisión, hemos abierto un nuevo perfil de gente que antes nunca había pisado un restaurante gastronómico y que, al vernos en la televisión, quiere visitarnos. Son personas de todas las edades, desde niños y adolescentes hasta gente mayor. Vienen muchas amas de casa y nos encanta estar con ellas. Viven la experiencia de cómo se cocina en un restaurante y se impresionan por el esfuerzo y trabajo que hay detrás.

Relación perfecta. Ser gemelos creemos que nos ha ayudado mucho. Entre gemelos siempre hay buen rollo y muchas sinergias. Nosotros hablamos antes de enfadarnos y si no estamos de acuerdo, buscamos la forma de solucionarlo. Nos conocemos tanto que a veces, es como si fuéramos uno solo. Si no eres gemelo no puedes entenderlo, hay que serlo para entenderlo. Si no hubiéramos sido gemelos, nunca hubiéramos llegado a trabajar así. Sería muy difícil, la conexión viene de mucho antes, no es algo que se pueda crear, o la tienes o no la tienes.

Somos distintos, pero creamos un caos muy bien organizado, uno empieza con una idea, el otro suma en torno a esa idea y a partir de allí, vamos construyendo nuestras recetas y nuestros proyectos.

Tenemos dos bases solidas diferentes, porque desde muy jóvenes teníamos claro que Sergio iba a cocinar en unos restaurantes, y yo trabajaría en otros y así tendríamos dos fuentes de conocimiento que nos servirían de base para seguir aprendiendo.

Una relación entre gemelos se basa siempre en sumar. En realidad, esa es la relación que tendría que tener todo el mundo, solo hay una forma de avanzar al final, sumando.

restaurante-dos-cielos-hermanos-torres

El equipo. Nuestro equipo es una piña, somos una gran familia de más de 100 personas, hemos sido capaces de crear un equipo estable. Ha sido todo menos fácil, la hemos pifiado muchas veces, pero al final hemos logrado crear equipos solidos y fuertes.

Sabemos que para ellos trabajar con dos gemelos no es fácil, es como trabajar en estéreo. Mientras por un lado, Javi les dice una cosa, por otro, yo les pido otra, A veces nos responden con la frase que más se repite en nuestra cocina “es que me lo ha dicho tu hermano”, pero al final tienen mucha cintura y nos esquivan. También te digo que si nosotros crecemos y hemos llegado a dar este paso, ha sido gracias a ellos.

javier-torres-hermanos-genelos

Tenemos reglas sagradas. Entre otras, nunca gritamos. No nos verás echar una bronca, nuestra manera de trabajar es diferente. Los pilares de nuestra cocina siguen con nosotros desde el primer día, estamos aquí porque nos gusta, porque nos lo pasamos bien y queremos ganarnos la vida así. La cocina es pasión, es magia, y todos sabemos que para encontrarla, hay que sufrir a veces y trabajar muy duro durante muchos años. Esa es nuestra filosofía, la persona que no encaja, se acaba yendo sola.

La televisión. Todo empieza de una forma totalmente casual hace cinco años. Nos llamaron para grabar un anuncio. Compartíamos plano con Guardiola y con un tío que iba a montar hoteles en la luna. El caso es que alguien de Fox nos vio y nos llamaron para hacer un casting en Madrid. Fuimos, el tema cuajó y empezamos a grabar Cocinados. Aprendimos mucho sobre productos y productores, viajando por toda España, y cogimos mucha práctica.

Y luego llegó Torres en la Cocina y encontramos un canal donde poder defender el placer de ir al mercado, de regresar a casa para cocinar y comer. Queremos demostrar que no hay excusas para no comer bien en casa.

sergio-torres-cocina-hermanos

Grabamos dos días a la semana, rodajes muy intensos, desde las 7 de la mañana hasta las 7 de la tarde, sin parar. Nos encerramos 50 personas en el estudio de grabación y hasta que no sale, no paramos. En cierto modo, nos recuerda al ritmo que se vive en una cocina.

Cada lunes hacemos reuniones de contenidos y antes de cada programa preparamos briefings con falsos directos, para que todo sea de verdad, muy dinámico.

Cada vez estamos menos nerviosos y más sueltos, pero siempre tienes un respecto muy grande y sientes una enorme responsabilidad. Quieres hacerlo bien, transmitir los valores que llevas toda la vida defendiendo y a veces, no lo logras. Ponerse delante de la cámara no es como tomarse un café, impone siempre. Al principio recuerdo que no podíamos dormir, estábamos nerviosos, como cuando tienes un viaje o algo que te supera cerca.

Somos muy autocríticos, cuando nos vemos encontramos pocas cosas buenas y muchas cosas que mejorar. Analizamos para mejorar la forma de cocinar y de comunicar a la vez.

Entre las cosas que nos enamoran de la televisión destaca el cariño que recibimos a diario. Nos llegan cartas de todo el mundo, de sitios que te cuesta ubicar en el mapa gracias a que nuestro programa se emite en el canal internacional. Nos llegan tantas historias y tanto afecto, sobre todo de gente mayor enferma y sola que no puede salir de casa y que solo puede interactuar con la tele. Algunos creen que somos sus hijos, y nos escriben y nos cuentan que han vuelto a la cocina para compartir recetas con nosotros. Nos emociona poder ayudar a personas a través de la cocina, aunque solo sea haciéndoles compañía media hora al día.

javier-sergio-torres-cocineros

Les dejamos, por ahora. Dentro de dos semanas se levantará el telón de un sueño que empezó a escribirse cuando dos gemelos de ocho años entraron en la cocina de su abuela Catalina y sintieron que nunca podrían abandonar ese lugar y que nada les haría más felices que cocinar juntos. Feliz nueva travesía

Sin comentarios aún

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

COCINA FORO 1098 SL 
Calle de O’Donnell, 3, 28009 Madrid
info@cocinafuturo.net
+34 616519434

También puedes caer
en nuestras redes:

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • Pinterest